• Interior

Rucamanque

 

Rucamanque que en lengua mapuche significa “Casa del Cóndor”. Es un relicto de biodiversidad localizado a 12,2 km al noroeste de la ciudad de Temuco, Región de La Araucanía. Su superficie corresponde a 435 hectáreas, donde es posible encontrar un tipo de bosque donde converge el de esclerófilo del norte con el de tipo siempreverde del sur, por lo que se transforma en un lugar con características de inmensa importancia ecológica en Chile.

Actualmente, Rucamanque y el Cerro Ñielol (de 89 ha) son los dos únicos lugares más prístinos conservados, respecto de lo que fue algún día la zona intermedia de la Región de La Araucanía. Por tal razón, aquí es posible encontrar diversas especies faunísticas con problemas de conservación, tales como: Felis concolor (Puma), Pudu pudú (Pudú), Dromiciops gliroides (Monito del monte), Conepatus chinga (Chinga), Pseudalopex griseus (Zorro chilla), Galactis cuja (Quique), Leopardus colocolo (Gato colocolo) o Leopardus guigna (Güiña), entre otros; mientras que entre las especies vegetales se pueden nombrar a: Citronella mucronata (Naranjillo), Dasyphyllum diacanthoides (Trevo) o Clinopodium multiflorum (Menta de árbol).

El clima del lugar es de tipo frío y húmedo, con precipitaciones anuales de alrededor de 1300 mm, las que caen principalmente entre los meses de marzo a septiembre, siendo el verano de carácter seco; esto hace que su temperatura media sea de alrededor de los 11,5º C. En este sentido, considerando la interacción de la vegetación, hace que Rucamanque posea suelos de tipo rojo arcilloso y trumao con abundante hojarasca, elementos que permiten la infiltración de agua, la cual se concentra en las quebradas.

Todos los factores descritos anteriormente y sus interacciones ecológicas, más la presencia del hombre, hacen de Rucamanque un lugar para conservar. Es por ello que desde 2003 el Estado de Chile declaró oficialmente a dicho lugar como Sitio Prioritario para la Conservación de la Biodiversidad, por lo que implica una oportunidad para emprender acciones de protección, privilegiando las de tipo ecosistémico con las respectivas consideraciones sociales y culturales.

VEGETACIÓN

En un estudio botánico se registraron 203 especies vegetales y una serie de asociaciones vegetales, entre las cuales destacan Lapagerio-Aextoxiconetum punctatii y Nothofago-Perseetum lingue.

BOSQUE ADULTO MIXTO

Con predominancia en el lugar presentan una estructura multietánea y multiestratificada compuesto principalmente por Olivillo (Aextoxicon punctatum), Roble (Nothofagus obliqua), Ulmo (Eucryphia cordifolia), Laurel (Laurelia sempervirens), Lingue (Persea lingue), Tepa (Laureliopsis philippiana) y Tineo (Weinmannia trichosperma).

De acuerdo a la clasificación forestal propuesta por Donoso (1981), el bosque adulto mixto pertenece al tipo forestal Roble-Raulí-Coigüe, subtipo Remanentes Originales.

En la segunda asociación se encuentra el renoval de Roble donde la especie dominante es Roble, representando el 67% de la densidad, acompañado en una menor proporción por especies tales como Trevo (Dasyphilyum diacanthoides ), Avellano ( Gevuina avellana ), Lingue, Ulmo Laurel y Olivillo. Chusquea quila (Quila) domina fuertemente el estrato arbustivo, alcanzando alturas entre 5-2 m.

Los renovales de Roble, aún cuando pertenecen al mismo tipo forestal, corresponden al subtipo Renoval y bosque puro secundario.

FAUNA

Tanto Puma (Felis concolor) como Pudú (Pudu pudu) han sido avistados en el predio. También se ha constatado la presencia de Monito del monte (Dromiciops australis) invernando en un árbol con pudrición central. También se ha constatado la presencia de otros mamíferos como chingue (Conepatus chinga) y zorro culpeo (Lycalopex culpaeus). Es probable, además, que habiten Quique (Galictis cuja), Gato colocolo (Felis colocola) y Huiña (Felis guigna).

Dentro de las aves se encuentran fio-fio (Elaenia albiceps) en los bordes ecotonales, la torcaza (Columba araucana), el chucao (Scelorchilus rubecula) y el carpintero negro (Campephilus magellanicus) en el interior del bosque.

CONSIDERACIONES ECOLÓGICAS

Especies de fauna que presentan problemas de conservación al interior del predio clasificadas en la categoría de:

Vulnerables: Puma, Quique, Pudú y Torcaza

En Peligro: Huiña

Rara: Monito del monte

Según el Libro Rojo de la Fauna Terrestre de Chile (CONAF, 1987).